lunes, 23 de agosto de 2010

nunca me interesó la entomología

Me queríais bella, inmutable
como una de esas mariposas clasificadas, muertas,
clavadas con un alfiler.
Conseguí que os lo creyerais.
Pasé mucho tiempo observándoos,
intentando comprender
vuestro sistema de registro,
de muerte,
de aniquilamiento.
Aproveché para arrancarme poco a poco ese diminuto puñal
sin moverme mucho para que no lo notarais y me volvierais a atrapar,
para que no me doliera tanto,
para que la herida fuera cicatrizando lentamente,
para sangrar lo menos posible.
Ahora soy fuerte.
Estoy viva.
Con un golpe de mis alas rompo
el cristal
que me mantenía apartada.
Me mezclo entre vosotros
cegándoos con mis nuevos colores
que no encajan en vuestra escala cromática.
¿Si soy bella?
Más que nunca.

1 comentario:

  1. esta ya la leí y te dije lo que me parecía. Fue el primer aviso de que algo en mí, sobre tí, no funcionaba bien. Ahora va mejor. MUAC

    ResponderEliminar